martes, febrero 01, 2011

yo tenía quince

y no sabía de qué se trataba.


el tomó vino toda la noche mientras pensaba en ella, en la manera que le dijo muchas cosas (cosas que no eran verdad). cuando él llegó, ella había salido otra vez. volvió a las tres de la mañana: demasiado bella para él.
él sacó la veintidós del ropero y ella gritó en la pensión. tomó otro vaso de vino, la veintidós estalló: aún lucía bella, muy bella.
como queriendo perdonarla besó uno de sus pies, sirvió su vaso con vino lentamente y bebió por última vez.