domingo, junio 30, 2013

(con)vivencia



no tengo ganas de pelear. me da fiaca. pienso en las energías empleadas. la aceleración. me excito. pero no. no me dan ganas. no quiero pelear. y creo que tengo que pelear inminentemente con mi conviviente de hogar. tengo que hacerlo. me da fiaca. pero tengo que hacerlo.
o seguir soportando claro tras claro las algarabías que deja en camino poniendome yo a barrer los destrozos cotidianos de esta persona inocente. ¿inocente? ¿o acaso no es menester notar que si las botellas vacías que no llenaste y no pusiste en la heladera dejandolas rendidas en medio de la mesada no-limpia, si acaso estas no son llenadas por tus manecitas, no es que alguien más debería hacerlo? ¿no me pone aquello en lugar de la madre obligada? ¿por qué las madres no enseñan a sus hijos en lugar de pasarselas limpiando las injusticias domésticas de estos mimados? por qué mi mamá no me habrá enseñado en lugar de quejarse a diario de lo que ella limpió porque yo no usé las manos.
ojalá supiera ella todos los problemas que me habría ahorrado. que no hubieran rasgado los paños del poco vínculo que desde mi adolescencia, nos viene quedando.
en fin. cuestión que ni yo tuve una madre que me enseñara menos la tuvo él menos se la tengo que enseñar yo. entonces tengo que pelear. así se arreglan las cosas. qué voy a andar diciéndole o gritándole como si yo fuera mi mamá. cómo hago que entienda que lo que él no hace, me obliga a hacerlo yo. cómo no se da cuenta que esto es así hace tanto. cómo explicar. cómo decir sin ser ni su mamá ni la mía.
o tendría que dejar que nadie haga nada. pero, cómo vivir en la mugre de dos des-enseñados que ya no tienen mamá que lo grite ni lo aqueje ni que lo haga por ellos. tendríamos mejor, que pelear como descocidos. gritarnos. decirnos barbaridades. yo porque es un sucio y él porque rompo las pelotas. tendríamos que discutir eternos en el discurrir de cada momento. como un matrimonio malgastado. haciendonos maldades superfluas de puros resentidos.
cómo hacer entonces para comprender el sin sentido de la vagancia del otro cuando, las cosas vacías son llenadas por otros antes que nos demos cuenta que existieron. no sabemos si esta persona está en conocimiento o no de ello y no querría pensar que este detalle pudiera desobjetivar la confiada moral de mi compañero pero no se puede no notar la ausencia de razonamiento ajenos en el punto de las cosas vacías.
es todo. ya ni sé qué pienso. por eso es que me da fiaca pelear. demasiado pensamiento. pero no puedo no embroncarme día a día con las cosas vacías y yo llenándolas a cada paso. tampoco las puedo ver para siempre vacías. y temo el límite de tolerancia de quien me aqueja. y menos que menos quiero usar la frase berreta de "código de convivencia" en la que, vil y tácticamente se entremezclan los caprichitos de cada uno disfrazados de reglas.

martes, junio 04, 2013

lo mejor del amor



tengo frio. y siesta. te extraño. cuento las horas en regresiva. estoy re caliente. como el día ese;
hoy no tengo ganas de hacer preguntas. te extraño, me planteo subjetividades estúpidas y te quiero agarrar por la espalda y hacerte gritar. también estoy re violenta. pero no te quiero hacer mal. aunque sólo tenga un peso adentro de la billetera y miles de frases dispuestas ordenandas en la cabeza para decirte al oído en la penumbra de espalda abrazada lamiéndote desde el cuello el tatuaje que lleva tu nombre. despansurrada. sudada. agitada. y vos con tus labios finitos. tus labios rosita. la música escarpada. muy alta. yo gritándote; vos, barbaridades. como en el sueño ese, que no te quedabas callado. el hombre tiempo se desnuda como siempre, como hace tanto, como hace años,
la cama es un lugar especial, al que sí se lleva a cualquiera pero, que no se lo deja volver así nomás. y que ninguna mujer pida lo que ha olvidado del hombre, que sólo tiene por nombre, la dimensión de la pija. 

cranberry juice




what's the fuck did you just fucking say - what's the fuck - he's a fucking gay - a fucking cop - it's a fucking rat - fuck you - fucking cop - fucking lie - fucking rat - i'll fucking kill you - oh, fucking job - it's a fucking lie -  fuckin' rat - fucking hell - fuckin' money - fuckin' head - it's a fucking fun - fucking job - fucking lie - fuckin' life - fuckin' money fucking fun - fuckin' cop -  fucking rat  - fuckin' rat - ¿what's the fuck did you just fucking say about me? - fuck you fucking rat -  fuckin' rat

lunes, junio 03, 2013

harta/zgo

me harté y estoy sonriéndote /en este lugar concheto distingo entre el reviente y el resto /tal vez hoy deje que me humilles enfrente de todos /y es justo lo que querías: querés transcenderme  /me ahorqué (y estoy sonriéndote) /y qué  /nadie quiere oírme.


aspiramentira


ella ya se lo había dicho; en traje de novia, adquirido dos días después del de los enamorados. por qué será que a este tipo le importa un huevo rebotar constantemente. por qué será que no se cansa. por qué será que le hace a ellas lo mismo que odia, que le hicieron a él toda su vida. por qué será tan neurótico. y por qué yo, soy tan boluda, de aceptar invitaciones de cualquiera que después tardo meses y meses en sacármelos de encima; y todo esto sin olvidar que en el medio me como el cuentito del amor y demás estupideces.

domingo, junio 02, 2013

never more

martinamentira

las cosas son simples: o estás conmigo, o te vas.

él quiere que las mujeres lo adulen, le digan que sí, pero no puede hacer nada con eso.
un romanticismo egoísta, autosuficiente, autorreferencial y que, tiene que ver sobretodo, con la derrota de las ilusiones materializadas en la nostalgia de lo que nunca ocurrió. un lugar donde los antiguos valores no cuentan, pero los nuevos tampoco son claros. ¿me cago en tus sentimientos? chupala toda, honey.

sábado, junio 01, 2013

diario de papel |5


dear,
no quiero creer que no te creo. que mentís. que a cada paso disfrazás la verdad para verte más lindo, como si no quisieras desenterrar la belleza que ostentás del fondo del cajón de los recuerdos que no son dignos de recordarse en medio del trabajo, histeriqueás, imprudentemente te me abalanzás cada vez que podés y yo que mantengo la entereza de no involucrarme en tus locuras, que un día estoy leyendo y vos te aparecés en culo con los pantalones por los muslos queriendo provocar andá a saber qué. no te quiero más, es cierto, pero tampoco sé si te quise. si debo endilgarle mis problemas a la puta neurosis que todos tenemos, o responsabilizar a la soledad, a la sociedad que todos los días nos amasija las entrañas queriendo ponernos en fila de un plan más que descabellado.
pero vos, sin embargo, te me avecinás, y ya no sé qué es lo que pensás, o será, que no pensás nada. que hacés sin dudar que no reflexionás en lo enfermo de tus acciones. ¿qué querés de mi? ¿qué pretendés? ¿coger? olvidate. para esa sola actividad yo prefiero alguien que no la lleve a cabo echado sobre la cama esperando que el otro haga el trabajo pesado. o acaso ingenuamente creés que sos lo bastante lindo como para darte esos lujos asiáticos sin provocar en el otro el desinterés total por una actividad que aparentemente es lo único que vos buscás y que ni siquiera sabés llevar. tendrías que ponerle más esfuerzo si realmente es lo que necesitás.
por mi parte ya no me interesa decirte más nada, estoy empezando a pensar que sos un cualquiera, que no solo no tenés valores morales a los que ajustarte sino que vas desesperando a cada paso, aprovechándote de la hermosura que en gracia la vida te dió, haciendo de eso tu única posesión. no es suficiente, sabés. no vas a encontrar nada de lo buscás, ¿lo podés entender? no vas a tenerme nunca más, porque estoy empezando a pensar que no sos digno de llevarme al cuarto cuando lo único que buscás es coger y cuando no estás en condiciones de dar nada, ni siquiera placer, cuando te aprovechás de lo mismo que detestás, cuando tu neurosis está tan arraigada en tus acciones que ni la mar en coche, ni no pensar ni pensar ni desear ni no desear, te va a dar nada de nada de lo buscás. ¿acaso querés algo más? ¿o solo sobrevivís en la impostura de la radicalidad de tu frialdad? tus papis, ¿no te enseñaron a reflexionar? se ve que no, puesto que no parás de hacer siempre lo mismo y no te diste cuenta que yo ya no quiero más. ya no te quiero, perdón, tampoco se si te quise o solo quise conseguir todo eso que a cualquiera le negás por el solo hecho de creer que así vas a conseguir más. olvidate. sos un nene. sos un nene chiquito que quiere llamar la atención a toda costa sin reparar en la grandeza del papelón que ostenta su corta percepción de la realidad. si me hubieras dicho que si, quizás hubiera podido quererte, o construir un afecto reciproco en la práctica que hubiéramos podido tener. lástima que ni quisiste, que no te dejaste, lástima que eso es todo lo que hacés. lástima que ya no te creo nada. lástima lo lindo que sos, que acaso no alcanza nada más que para enamorar a las boludas que se creen que detrás de eso puede haber más. error. claro que no hay, y de un tiempo a esta parte juro que me alegro de haberte erradicado de acá.
te agradezco todos los textos que escribí por todos tus disfrazados "no", pero nada más. y eso, como todo lo que tuvimos ni por cerca es tu responsabilidad. suerte con lo tuyo, ojalá encuentres quien no necesite de vos nada de lo que no querés dar.